linea de atención médica

  • Colombia
    • Colombia
    • Panamá
    • Ecuador
    • Venezuela
    • El Salvador
    • Uruguay
  •    Línea de atención médica de tu ciudad
    •    Línea de atención médica de tu ciudad
    • Armenia ( +5767314031 )
    • Bogotá ( +5713077330 )
    • Cali ( +5726531313 )
    • Cali ( +5724878995 )
    • Chía ( +5713077330 )
    • Manizales ( +5768879911 )
    • Medellín ( +5744441330 )
    • Medellín ( +5746045853 )
    • Palmira ( +5722855161 )
    • Pereira ( +5763135911 )
    • Rionegro ( +5744441330 )

Salud emi Blog

Blog > Adulto mayor >Edad adulta y aumento de trastornos de las dependencias
Adulto mayor

Edad adulta y aumento de trastornos de las dependencias

Los cambios físicos y psicológicos que se producen en la madurez (los años 40, 50, 60), generan un aumento de la vulnerabilidad psíquica.

Enfermedad Alzheimer.

 

Los cambios físicos y psicológicos que se producen en la madurez (los años 40, 50, 60), generan un aumento de la vulnerabilidad psíquica.  Freud sostenía que el ser humano necesita calmantes para soportar una vida conmovida por desengaños, pérdidas y diversas situaciones traumáticas.

 

En la madurez el cuerpo se mira con nostalgia, la sexualidad se transforma, la salud puede fragilizarse.  Cuando hay situaciones de cambio y vulnerabilidad, los trastornos del estado de ánimo tales como trastornos depresivos trastornos bipolares aumentan y en consecuencia muchas veces los trastornos de dependencia  como el tabaquismo, alcoholismo, comida, juegos, compras, entre otros.

 

“En la madurez los grados de dependencia son más altos, las tasas de cesación son menores y el cuerpo por la edad tiene menos resistencia.”

A modo de ejemplo:

Recordar a medida que pasa el tiempo la susceptibilidad cerebral a los efectos depresores es mayor, disminuye el metabolismo hepático de algunas sustancias, entre las que se incluye el alcohol y se reduce el porcentaje de agua en el organismo. Estos cambios pueden provocar que la gente mayor presente intoxicaciones más graves y por consiguiente, problemas con menores niveles de consumo.

 

El abuso y la dependencia del alcohol son más frecuentes en varones que en mujeres, en una proporción de 5 a 1. Sin embargo, esta proporción varía en función de la edad. Las mujeres tienden a empezar más tarde el consumo de alcohol en comparación con los hombres y por lo tanto, también presentan más tarde los trastornos relacionados con el alcohol.

 

Una vez establecido el abuso o dependencia alcohólica en las mujeres, ésta progresa con mayor rapidez; y en la edad media de la vida, éstas pueden tener los mismos problemas y en la misma proporción que los varones (problemas de salud, consecuencias laborales o interpersonales).

 

Con la misma cantidad de alcohol ingerida/kg de peso, las mujeres tienden a presentar concentraciones de alcohol en la sangre más altas que los varones debido al menor porcentaje de agua en su organismo, al mayor porcentaje de ácidos grasos y al hecho de que tienden a metabolizar el alcohol más lentamente (debido en parte, a los menores niveles de alcohol deshidrogenasa en la mucosa del estómago).

 

Existen métodos efectivos para resolver estas dependencias patológicas: compulsiones a fumar, tomar, jugar, entre otros. El apoyo farmacológico y el abordaje terapéutico colaboran en la remisión de la dependencia. Se habla de una remisión parcial una vez establecida la dependencia de 12 meses donde existe un amplio riesgo de recaída para pasar a una remisión temprana.

 

La soledad, el aislamiento social y de intereses y la ausencia de actividades como leer, ver películas, escribir, hacer deporte, etc., actúan empobreciendo al ser humano e inclinándolo inconscientemente a establecer rituales y pasar tiempos con objetos inertes (cigarro, alcohol, etc.). La dependencia a algo o a alguien parece una coartada y el sujeto va convirtiéndose en esclavo.

 

El médico de cabecera, el psiquiatra y el terapeuta podrían ser un puente de transición para poder elaborar, pensar y mejorar estas conductas impulsivas que van deteriorando la salud psicosomática.

 

Recomendaciones:

  • Valorar los tipos de vínculos que estamos estableciendo con las personas y/u objetos.
  • Identificar si existe un trastorno de dependencia con una sustancia u objeto. En dicho caso, se recomienda consultar al equipo médico para ser asesorado con respecto a los tratamientos pertinentes.
  • Reconocer la adicción y en caso necesario buscar ayuda.
  • Evitar el aislamiento buscando actividades científicas, literarias, artísticas, deportivas, religiosas, entre otras.
  • Consultar con especialistas médicos, psiquiatras y/o psicólogos para disminuir los actos impulsivos buscando la reducción de daño.

 

Psicóloga María Sol Doria

FacebookTwitterEmailWhatsApp

Ser el guardián de tu salud es estar contigo las 24hr los 365 días del año.
¡Afíliate ya!

Contenido relacionado Ver todo

Covid - 19 Grupo emi
Adulto mayor

Nuevos hábitos para cuidar nuestra salud

Adulto mayor

CÓMO ENTENDER EL COVID-19 EN 5…

Cuida la salud de tus arterias.
Adulto mayor

Cuida la salud de tus arterias